Mi Cocina Rápida: Peach Cobbler - Tarta de Duraznos

Peach Cobbler - Tarta de Duraznos

Estamos en pleno verano, lo que significa que es temporada de duraznos. Y que mejor manera de disfrutarlos que con un buen postre. Este Peach Cobbler, es uno de mis postres favoritos, por la simple razón de que me encantan los duraznos y bueno, también porque a parte de que es sencillo de preparar, se ve muy apetitoso a la hora de servirlo.


Aquí en Estados Unidos es uno de esos postres clásicos que nunca faltan, y ¿como no? A quien no le gusta un buen postre que tenga durazno y se sirva con una bolita de helado de vainilla.



Esta receta es muy simple, y te aseguro que si la preparas te va a encantar. ¡Que disfrutes!

Ingredientes:

  • 4 tazas de duraznos en rebanadas (yo usé 4 duraznos grandes)
  • 1 taza de harina “mil usos”
  • 1 taza de leche
  • 1 ½ tazas de azúcar (puedes usar menos o más, dependiendo de que tan dulces estén los duraznos, yo usé 1 ½ taza porque los duraznos que usé no estaban dulces)
  • ½ taza de mantequilla (8 cucharadas ó 113gr)
  • 1 cucharadita de jugo de limón
  • 1 cucharadita de polvo para hornear
  • 1 cucharadita de canela en polvo
  • Pizca de nuez moscada (opcional)
  • Pizca de sal
  • Helado de Vainilla para servir




Preparación:

Derrite la mantequilla y ponla en el molde donde vallas a hacer el cobbler. Yo estoy usando un molde de 9x11 pulgadas. Para hacer más fácil el procedimiento, pongo la barrita de mantequilla en el molde donde voy a hacer el cobbler y lo meto al horno mientras preparo lo demás.

Ahora en una olla pequeña, pon los duraznos, jugo de limón y ½ taza  de azúcar. Ponlo a fuego medio moviendo constantemente hasta que suelten los líquidos y comiencen a hervir. Apaga el fuego.
En un molde, mezcla el harina, 1 taza de azúcar, polvo para hornear, sal y leche. Revuelve bien hasta que el azúcar se disuelva.

Ahora para formar el cobbler, saca con mucho cuidado el molde del horno. Agrega la mezcla del harina de manera que quede en todo el molde, pero no revuelvas la mezcla con la mantequilla. Ahora agrega los duraznos sin revolver y al final agrega la miel que salió de los duraznos. Espolvorea con canela y nuez moscada.

Hornea a 375F por 40-45 minutos o hasta que la capa de arriba esté bien doradita.

Sírvela caliente o frío con una bolita de helado de vainilla.


Listo!


No comments:

Post a Comment