Mi Cocina Rápida: Pollo en Salsa de Soya con Piña

Pollo en Salsa de Soya con Piña

Este post forma parte de una campaña compensada, patrocinada por Latina Bloggers Connect y Kikkoman, las opiniones expresadas son mías. Esta advertencia se hace en cumplimiento de las Directivas de la Comisión Federal de Comercio (Federal Trade Commission Guidelines), 16 C.F.R Parte 255.

Como sabes, una de las ventajas de vivir en un país como Estados Unidos, es la de poder disfrutar de los muchísimos diferentes tipos de comidas en el mundo. Y una de mis favoritas sin duda alguna es la comida oriental.


Aquí te compartiré una receta que no es auténtica, pero tiene un toquecito de sabor oriental. Recuerdo que una vez fui a comer a un restaurante Japonés y ordené unas piernas de pollo en una salsa “pegajosa” (sticky) y estaban deliciosas. Así que qué mejor manera de recrearlas que agregando otro ingrediente que me gusta: piña.


Para preparar ésta receta, yo usé Salsa de Soya Kikkoman, porque es una salsa elaborada naturalmente, además de que el sabor de la comida queda mucho mejor porque su sabor está muy bien balanceado.


Kikkoman se inició por una mujer hace ya más de 300 años. Es una compañía de familia que ha sido dirigida por ya 19 generaciones. Es una Compañía que se rige por una filosofía de familia, su filosofía es “Isogaba maware” que significa “apresúrate lentamente”, por lo que su filosofía es avanzar y crecer, pero poniendo una tremenda atención y cuidado.
Desde su meticuloso proceso de elaboración natural que toma seis meses, hasta su patrimonio que se remonta al Japón feudal, Kikkoman ha sido un ejemplo de ésta filosofía desde sus inicios en el sigo XVII.
Un negocio de familia hasta el dia de hoy, el crecimiento de Kikkoman se ha inspirado por el credo de familia, y un conjunto de 16 artículos que se han transmitido por 19 generaciones.


Ingredientes:

6 piezas de pollo
¼ taza de azúcar morena
½ taza de Salsa de Soya Kikkoman
½ taza de jugo de piña
Rodajas o pedazos de piña (*opcional)
1 cucharada de jengibre picado
3 dientes de ajo picados
Sal y Pimienta para sazonar


Preparación:

Lava las piezas de pollo y sécalas con un papel o servilleta de cocina.
Para preparar la salsa, en un molde mezcla el jugo de naranja, salsa de soya, azúcar, jengibre y ajo. Mezcla todo bien hasta que el azúcar se disuelva. Ajusta el sabor a tu gusto.
Pon a calentar un sartén o una olla con un poco de aceite, recuerda que el fuego debe de ser medio.
Pon a freír las piezas de pollo por unos minutos, tienen que quedar bien doraditos por todos los lados.
Agrega la salsa y tapa la olla o sartén para que se terminen de cocer las piezas de pollo. Recuerda que es importante que tapes el sartén para que la salsa no se evapore antes de tiempo.
Cuando el pollo ya esté bien cocido, retira la tapa y deja que la salsa se caramelice un poco.
Sirve de inmediato, puedes acompañar el pollo con un arroz blanco o ensalada.


Listo!


1 comment: